subir la montaña (9) vacilaciones y traspiés

9

Desde la cúspide
El revés de la montaña

000

leonardo torres londoño, escrito a lápiz, 2013

Anuncios

6 pensamientos en “subir la montaña (9) vacilaciones y traspiés

  1. Leonardo, llegas justo con dos versos a la cumbre, así debe ser, apenas un respiro en las alturas. un pequeño intento de retener el aire…si llegar a la cumbre es alcanzar lo esencial, en la montaña lo esencial es su revés, alcanzar lo que ella tiene detrás.lo que ella oculta cuando se manifiesta: la pequeñez, la impermanencia, el ansia de ingravidez.
    El revés no es el detrás de la montaña, es dejar el derecho y adentrarse en ella misma y permitir que nos penetre con su cualidad líquida o gaseosa. Llegar a la cumbre es en verdad alcanzar la caída definitiva hacia los cielos…
    Me ha gustado mucho que vieras ese revés en la cumbre. Es un acto verdaderamente poético, un habitar poéticamente la montaña, parafraseando a Hölderlin.

    sigo acompañándote
    abrazos

  2. Todo cambia, las perspectivas, el sentido de la cuesta, el arriba y el abajo, el aire… la montaña es también la cúspide. Alicia hubiera podido, quizás, subir una montaña en vez de atravesar el espejo. A lo mejor un camino culmina cuando nuestra mirada se transforma. Y empieza uno nuevo.
    abrazos y gracias por la compañía

  3. me encanta lo que dices de Alicia…la montaña también es un espejo que nos refleja y modifica la visión. Una vez que Alicia atraviesa el espejo, nada es igual, cambian los sentidos, incluso aparecen nuevos… Me gustó mucho la comparación…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s